la profecía de la madriguera encantada 3

la profecía de la madriguera encantada 3
  Copy


More Options: Make a Folding Card




Storyboard Description

This storyboard does not have a description.

Storyboard Text

  • Fue bastante más fácil de lo que creían madre e hijo. Todos se lo tomaron muy en serio, y en un abrir y cerrar de ojos, desde lo alto de la ladera, se podían ver cientos de pequeños puntitos que corrían hacia la misma dirección.
  • Sí, nos dirigimos a una gran ciudad llamada Roma. O ahí por lo menos es donde tenemos que ir.
  • Bueno, más o menos
  • ¿Estás insinuando que no sabes si estamos yendo en la dirección correcta?
  • ¿Sabes exactamente a dónde tenemos que ir?
  • Finalmente el convoy llegó a Roma donde raramente nadie se fijó en el gran conjunto de animales. 
  • Tienen un emperador, y se supone que está en una gran y preciosa estructura de piedra. Nos separaremos para encontrarlo más rápido. Hay que tener en cuenta que no nos recibirán con los brazos abiertos, así que tened cuidado.
  • Aquí tendrán un soberano o algo parecido no.
  • De repente, se oye gritar a un conejo pero no para decir que lo había encontrado, sino para avisar de que estaba en apuros.
  • Alguien necesita ayuda. La verdad es que me lo temía.
  • ¡Auxilio, que alguien me ayude, socorro!
  • Desgraciadamente no fue Néstor el que llegó antes, fue el mismo emperador, el que por los gritos había salido fuera.
  • ¡¿Por qué hay tantos conejos?!¡¿Se les han escapado de la cocina?! Lleváoslos ahora mismo.
  • Pero qué estupideces son esas.
  • Me parece bien, ¿cuándo empezamos? Ah por cierto, le pido disculpas por lo de antes.
  • Si a usted no le parece mal, podríamos empezar ahora. No pasa nada, no es muy habitual ver a un conejo paseando por las calles.
  • No son tonterías. Les prometo que si lo conseguimos, la mitad del botín será para usted. Si es mentira les daremos la mitad de nuestra deliciosa cosecha de zanahorias.
  • Si me permite señor, venimos a hacerle una propuesta. Resulta que en una profecía pone que ambas especies tienen que colaborar para poder encontrar la piedra encantada.
  • Llegaron a la madriguera en la que ya empezaron a surgir los problemas.
  • ¿Cómo vamos a entrar por ese agujero? Tenemos que cavar, nosotros somos más grandes.
  • Sin ni siquiera una respuesta todos se pusieron a cavar. En pocos minutos, gracias a las habilidades de los roedores todos entraban por el agujero. Continuaron excavando con pequeños descansos. El problema era que no sabían en qué lugar se situaba la piedra encantada.
  • Qué cansancio, ¿no os parece?
More Storyboards By 5a1df0da
Explore Our Articles and Examples

Try Our Other Websites!

Photos for Class   •   Quick Rubric   •   abcBABYart   •   Storyboard That's TpT Store