el esclavo

el esclavo
  Copy


More Options: Make a Folding Card




Storyboard Description

This storyboard does not have a description.

Storyboard Text

  • Mi amor, deja ya de beber por favor......
  • ¿Acaso no ves que te estás matando?
  • ¿Es eso lo que quieres?
  • —No quiero matarme, lo que quiero es escapar.
  • ¿Escapar de qué? Estás loco.
  • Sí, estoy loco y tú no me entiendes… Nadie me entiende…
  • ¿Por qué no puedo cerrar los ojos?
  •  ¿Por qué no puedo moverme?
  • ¿Qué me pasa?
  • Y a este, ¿qué le pasó?
  • Poco a poco fui recuperando recuerdos de que lo que, pensaba, había sucedido el día anterior: la fiesta, las copas, la discusión con Laura y la insistencia de Eduardo en que probara esa estúpida droga que él encontraba tan fascinante
  • ¡Está despierto! 
  • ¿Este?… Este está bien jodido. Destápalo para que lo veas.
  • —Qué va, así lo trajeron. Cuando llegó a Urgencias dijeron que había tenido un accidente.
  • Llevé a mi boca el par de pastillas azules que había aceptado de Eduardo. Eso es lo último que recuerdo. «¡Ay, Dios mío! Por fin lo logré, acabé con mi vida. ¡No puede ser!
  • ¿Quién eres? ¿Eres un ángel? 
  • ¡Ja ja ja! Eres el peor de los ateos y ahora, ¿crees en Dios y en toda su corte celestial? Qué gracioso.
  • En qué situación tan jodida te metiste
  • «Ese imbécil me envenenó —pensaba—. Estoy en el infierno, pagando por todo lo que hice… Es mucho peor de lo que imaginaba»
  • Pero… ¿Cómo puedes saber lo que estoy pensando? ¿Me volví loco? —Eso es más probable.
  • El sonido de una puerta que se abría interrumpió mis pensamientos. Distinguí entonces una voz femenina. —Es el único que tenemos, ya sabes cómo están las cosas aquí —le contestó un hombre—. ¿Cómo es posible que tengamos solo una máquina de respiración artificial? 
  • —Más vale que te vayas acostumbrando, porque parece que vas estar aquí un buen rato. Oí de repente que alguien me hablaba. Pero… No había nadie en la habitación.
  • —Entonces, ¿no eres real? —Mira… no puedo decirte nada que tú no sepas ya. Tal vez, más tarde, sabrás quién soy. —Pero… ¿Laura está bien? ¿Por qué no vienen mis padres a verme? ¿Cuándo voy a morir? ¿Es esto un castigo? —¡Qué necio eres, hombre! Nada sé que tú no sepas.
Explore Our Articles and Examples

Try Our Other Websites!

Photos for Class   •   Quick Rubric   •   abcBABYart   •   Storyboard That's TpT Store